Capítulo 5

Ahhhhh…

ZzZz…

Zzz zzZZzz zz ZZzzZZ… ¡ZZAAAAAAAAAAAAAAH!

Sentí que algo tiraba la piel de mi cara muy fuerte, dolió tanto que brinqué. Junto a la cama en la que estaba, había un hombre sosteniendo las almohadillas de succión y los cables que estaban en mi rostro. Mi corazón palpitaba.

― “¡Ah! ¿Matsuda-kun? Eres Matsuda-kun, ¿cierto?”

Cuando dije eso corrí hacia él, y como si fuera un torero él me esquivó fácilmente. Era como si yo fuese el coyote siendo engañado por el corredor de caminos, me estrellé contra la pared y vi estrellas.

― “Ugh… ¿P-Por qué me esquivaste…?”

― “Porque tu cara es repugnante.”

― “E-Eso… Llamar al rostro de una doncella pura repugnante…” Caminé ligeramente hasta el escritorio para mirar el espejo que estaba en él. Había unas repugnantes manchas violetas del tamaño de una moneda de 10 yenes marcadas en toda mi cara. “… ¡Es tu culpa por quitarme las almohadillas de succión tan violentamente!”

― “Tenía prisa así que tuve que hacerlo.”

― “No me importaría, incluso si mojas tus pantalones delante de mí.”

― “… No quise decir que tenía prisa de ir al baño.”

― “¡Lo sabía! ¡Matsuda-kun no es un baño después de todo!”

― “¿Qué clase de extrañas fantasías has estado teniendo sobre mí, súper fea?”

― “Por supuesto, desde el comienzo de la historia, ha habido unas pocas declaraciones más, ¿cierto?”

― “Tienes que dejar de incluirme en tus extrañas fantasías.” Matsuda-kun dejó salir un largo suspiro. “Es suficiente, si sigo hablando contigo voy a terminar tan loco como tú.” Cuando dijo eso él empezó a limpiar la camilla. “En cualquier caso, todavía tengo más asuntos que atender hoy. Así que apresúrate y ve a casa ya.”

― “¡Huuuh! ¡Pero…!” No pude evitarlo, pero eso no me impidió oponerme con todo mi poder. “¡No puedo! ¡No puedo! ¡Si lo hago estaré sola de nuevo!”

― “Honestamente, estás desesperada…” Matsuda-kun entrecerró sus ojos y caminó hacia mí, agarró suavemente mis hombros.

― “Cierra los ojos.”

― “… ¿Eh?”

― “Está bien, sólo ciérralos.” Mientras miraba el rostro de Matsuda-kun justo frente a mí, podía sentir mi corazón latir contra mi caja torácica, entonces hice lo que él pidió y cerré mis ojos.

Por alguna razón, mi cuerpo se sentía caliente. Se sentía tan caliente que era como si me estuviera derritiendo. Los vasos sanguíneos detrás de mis oídos estaban haciendo un profuso sonido pulsante. Era ese tipo de situación. ¡Con un ímpetu increíble, se convirtió en una de esas cosas cliché! Sí, ¡Eso es todo!

Y así, con esas expectativas en mente, mi corazón empezó a latir… PUM, PUM, PUM, y Matsuda-kun se movió sigilosamente detrás de mí. Así que casualmente me incliné hacia atrás… Muy ligeramente… Y Matsuda-kun me empujó hacia fuera del pasillo.

― “¡Ow!”

Con el impulso acabé cayendo sobre mi trasero en medio del pasillo. Fue bueno que estuviera usando ropa interior limpia, por lo menos.

― “Nuestra próxima sesión es en tres días. No dejes tu dormitorio a menos que tengas que hacerlo.” Matsuda-kun solo tenía eso que decir después de que caí tan dramáticamente. Con eso, él cerró la puerta con un golpe.

― “Owww… Él me engañó…” Mis hombros cayeron, ya que me sentí decepcionada. Por desgracia, dejé el Instituto de Neurociencias.

Después de que salí del edificio de Biología, revisé mi diario. Incluso si tengo que volver a mi dormitorio, realmente no recuerdo en dónde está. Mientras caminaba, miré ‘El Diario de los Recuerdos de Otonashi Ryouko’.

Cuando miré a través de sus páginas encontré un mapa bosquejado de la escuela. Puesto que lo había encontrado, era una buena oportunidad para revisarlo cuidadosamente. Mientras que estoy en ello, voy a explicar el plano de la Academia Pico de la Esperanza.

Pues, bien, entonces…

De acuerdo con mi mapa, la Academia Pico de la Esperanza tiene la forma de un enorme diamante. Tiene cuatro secciones en total, el este, norte, oeste y los distritos del sur. Cada distrito podría ser comparado en tamaño con una escuela normal. Justo ahora, estoy en el Distrito Este de la Academia Pico de la Esperanza, pero también a veces es llamado el centro. Aquí es donde está el edificio donde reside el personal regular de la escuela. También hay un edificio aquí que está en construcción, el edificio de Biología donde está Matsuda-kun, y una variedad de edificios que podría dejar a expertos en pura envidia. Por otra parte, los estudiantes tienen prohibido entrar al edificio de la Facultad que se encuentra aquí.

Luego está el Distrito Oeste. Aquí hay un número de instalaciones y edificios para los estudiantes de reserva  de la Academia. Parece que no he ido allí todavía. Lamentablemente, no tengo mucha información acerca de este distrito escrito en mi diario.

En el Distrito Sur están los dormitorios donde viven los estudiantes de la Academia Pico de la Esperanza. Aparte de la residencia, también hay una librería y una tienda de conveniencia, pero principalmente hay un gran centro comercial donde muchos estudiantes pueden comprar. Por cierto, parece que solo los estudiantes regulares pueden vivir en dormitorios. Además, los dormitorios son suministrados a los estudiantes como un bono y no es necesario que se pague para vivir en ellos.

Finalmente, está el Distrito Norte, aunque parece estar más o menos vacante ahora. Hasta hace poco fue utilizado como el edificio de la vieja escuela pero ya que ahora se abandonó y descuidó, está prohibido que cualquier persona ingrese. Así que realmente no hay necesidad para mí entrar  en detalles sobre esta sección.

Entonces, en el medio de esos cuatro distritos hay otra área. La ‘Plaza Central’ de la Academia Pico de la Esperanza, es amplia pero también está llena de grandes árboles. Este es el lugar donde los estudiantes normalmente irían a relajarse, aunque está fuera de los límites desde las diez de la noche hasta las siete de la mañana. Bueno, no es como si casualmente caminaría por allí en el medio de la noche de todos modos.

Ahora bien, era capaz de darle sentido al mapa, a pesar de mi desordenada escritura y así conseguí volver a mi dormitorio con seguridad. Dentro del dormitorio ignoré a todos los estudiantes que se molestaron en saludarme, y me dirigí directamente hacia mi habitación. Dentro de mi habitación había pegatinas por todas partes que decían ‘Esta es mi habitación’. Parece que estoy en el lugar correcto. Incluso después de confirmar que era mi habitación, todavía estaba de pie en mi suelo soñando despierta por un tiempo. No podía pensar en lo que quería hacer, así que sólo me recosté vagamente sobre mi cama. Pero puesto que ya había dormido en otro lugar, no tenía suficiente sueño para volver a dormirme. Así que a regañadientes decidí que mataría algo de tiempo. Pero, incluso después de decidir eso, realmente no podía pensar en cómo matar ese tiempo… ¡Ni una sola forma!

Saqué el ‘Diario de los Recuerdos de Otonashi Ryouko’ y busqué a través de él mientras estaba acostada. En este cuaderno había escrito todos mis recuerdos, incluso los que no puedo recordar. Es decir, sabía que todo lo que estaba escrito aquí era cierto, y no ficticio. Era emocionante leer sobre mis aventuras, para una persona tan olvidadiza como yo, era un gran entretenimiento.

Las conversaciones que tuve con Matsuda-kun, cosas de Matsuda-kun que podría decir, todo mi diario estaba lleno con cosas sobre Matsuda-kun. Pero, es por eso que es divertido. Mientras hojeaba mi cuaderno, mi mano de repente se detuvo en una página en particular. La página estaba llena con el rostro de un hombre joven.

Mi corazón saltó. Bueno, sólo saltó ligeramente supongo.

Quizás, esto era un retrato de Matsuda-kun. Ya que mi corazón saltó sólo un poco, supongo que esta imagen no se puede medir con el auténtico Matsuda-kun. Mmm, quizá se vería mejor si le doy unos retoques.

― “…Mmmm, me pregunto si la nariz es diferente… No, son los ojos…” No podía recordar claramente cómo lucía Matsuda-kun. Usé la cantidad de latidos de mi corazón como una pista para saber si estaba más cerca o no de su parecido. Cuidadosamente cambié el retrato. Me pregunto si esto es como las unidades de desactivación de bombas, se siente como cuando buscas minas terrestres. No, probablemente se siente un poco diferente.

Después de un tiempo de modificar el retrato, mi corazón comenzó a latir un poco más rápido de lo que lo hacía antes. ― “Aquí…” ― Apuesto que estaba sonriendo sin siquiera darme cuenta. Si sigo cambiando un poco cada cierto tiempo, estoy segura de que algún día esta imagen lucirá justo como Matsuda-kun. Estoy segura de que probablemente he estado dibujando esta imagen por un tiempo, pero por supuesto, no recuerdo hacerlo. Pero dibujar tomó más concentración de la que me había dado cuenta y continué por mucho tiempo.

Comencé a sentirme cansada, así que coloqué mi diario junto a mi cama, me acosté de espaldas y murmuré algo…

Quiero ver a Matsuda-kun, quiero ver a Matsuda-kun, quiero ver a Matsuda-kun.

Era lo único que podía hacer. Eso llenaba mi mente y seguía diciendo Quiero ver a Matsuda-kun.

Para mí no había nada más.

Nada más que pudiera recordar,

Y nada más que necesitara hacer.

Porque yo no tenía compañeros de clases o incluso familia. No sabía nada acerca de ellos, así que no pensaba en ellos. Para mí, las personas que viven en el mundo exterior, eran un aburrido escenario que observaba como espectador. Para comenzar no recuerdo ninguno de los eventos que suceden en la vida real, no me da la sensación de vivir en el mismo espacio que alguien más.

Mirando las escenas de las clases desde el pasillo, las personas sudando en el gimnasio, regresando de las reuniones del club, personas sentadas en el suelo, hablando de cosas tontas o teniendo una conversación incómoda sobre su familia. Veo esas cosas y no puedo sentir nada más que envidia. Al final, todas esas cosas no tienen nada que ver conmigo. Pero, en este mundo que está tan separado de mí, al menos tengo una persona que me mantiene conectada. Y ese es Matsuda-kun.

Es por eso que sigo pensando tanto en él. He dejado de pensar acerca de otras cosas.

Quiero ver a Matsuda-kun, quiero ver a Matsuda-kun, quiero ver a Matsuda-kun.

Katunk

Escuché un sonido extraño procedente de algún lugar.

Me levanté de la cama y vi que una carta había caído en el suelo frente a mi puerta.

― “¡Es de Matsuda-kun!”

No era de extrañar la conclusión a la que llegué, rápidamente me lancé a donde estaba y la leí.

“Querida Súper Estudiante de Preparatoria Nivel Idiota Olvidadiza,

Yo soy quien tomó todos tus preciosos ‘recuerdos del pasado’ que escribiste tan cuidadosamente. Están llenos hasta el tope con ‘recuerdos’ de ese Matsuda Yasuke. El pasado tiene una gran cantidad de peso, ¿Verdad? ¿No es así? ¿Estoy en lo correcto? Por supuesto, si crees que estoy mintiendo entonces adelante y mira debajo de tu cama. Ahí es donde mantenías todos tus ‘recuerdos’, pero ya no están allí. Eso es porque los tomé. Si los quieres de regreso, ¿Podrías ir a la fuente en la Plaza Central a la 1:00 esta noche? Espero que vengas por ti misma. Sin embargo, no creo que tengas a alguien que te acompañe de todos modos.

Eso es todo. ¡Espero verte esta noche!”

Cuando leí eso, estaba rígida. Estaba temblando como gelatina. Esa metáfora podría no haber sido apropiada, pero aún así estaba totalmente desconcertada.

¿Chantaje?

¿Qué es esto?

No puedo encontrarle sentido alguno…

Pero, esto no era algo que pudiera entender sólo haciéndome preguntas. En primer lugar, miré debajo de la cama… Miré y no había nada. Para ser honesta, incluso si alguna vez había puesto un viejo diario debajo de la cama, no lo habría recordado. Pero si realmente había llenado mi viejo diario con cosas sobre Matsuda-kun entonces era malo que haya sido robado. Los recuerdos en ese diario, habrían sido todas las cosas que yo había escrito sobre nosotros.

¿Eso es todo?

¿Más de 10 años en esta tierra y sólo tengo esos pocos recuerdos para demostrarlo?

Pronto fui superada por un sentido de falta de familiaridad. ¿O quizá, un sentido de pérdida? Una década de recuerdos que era incapaz de alcanzar. Estoy segura de que hay personas que se han acostumbrado a pequeñas heridas pero que aún así tienen que vivir cada día por lo menos con un poco de dolor, pero no era lo mismo para mí. ¿Cómo podría acostumbrarme a tal dolor? Ni siquiera lo sé.

En cualquier caso, por ahora sólo estaba enojada.

― “¿Quién podría…? Esto tiene que ser una broma…” Mi voz tensa temblaba mientras agarraba la carta ahora arrugada en mi mano.

― “Qué… Qué demonios…”

Tal vez debería escapar… Pero, ¿Y si esto era una clase de plan con el fin de interferir con el incipiente romance entre Matsuda-kun y yo? Probablemente es porque Matsuda-kun luce tan genial, que alguna otra chica debió habernos visto juntos. Nos vieron encubriendo el inicio de un romance, sí, esa debe ser la razón, así que ellas tomaron las riendas de la situación con sus propias manos. Ella tomó mis recuerdos como rehén con la intención de detenerme… ¡AH, QUÉ COBARDE! Con eso, mi ira explotó más grande que la explosión del Monte Etna… Realmente no.

― “Mmmmm…”

Supongo que no he olvidado cómo expresar mi enojo también. Pero incluso para mí, que había perdido contacto con el mundo, no hay manera de que no pueda estar enojada… Yo sólo no sé cómo manejarlo. Aunque esto puede ser mi límite para mi ira imaginaria. En cualquier caso, aunque no puedo deshacerme de mi ira, desapareció rápidamente.

― “Bueno, supongo que no tengo otra opción más que ir.”

Después de que me había calmado completamente, me acosté en la cama. Esperé hasta la 1 de la noche. Así que para no olvidarlo, continué leyendo la carta hasta la hora señalada.

― “…Pero, no voy a pelear contra ella. Está bien…” Salí de mi habitación, sintiéndome deprimida. Fui por el pasillo en el dormitorio poco iluminado y salí a la calle. El frío, húmedo viento acariciaba suavemente mi piel.

― “Um, era la Plaza Central… ¿Cierto?”

Mientras revisaba el mapa de la escuela en mi ‘Diario de los Recuerdos de Otonashi Ryouko’ recorría la noche con los pies pesados.

Este es el mundo de la noche. Un mundo en el que todos están durmiendo. En medio de todo, yo era la única caminando. No había signos de alguna persona en ninguna parte. Era una clara atmósfera de soledad… Yo no quise pensar más en ello.

Honestamente, hubo muchas veces en las que había pensando en volver al dormitorio. Pero, si lo hacía, tenía un mal presentimiento de que nunca volvería a ver esos recuerdos otra vez y entonces seguí a regañadientes arrastrando los pies hacia adelante. Seguí hasta que vi una grande valla de hierro no muy lejos. Estaba cerrado y bloqueado todo el camino entero. Mi diario decía que la Plaza Central estaba bloqueada entre las 10 de la noche y las 7 de la mañana, probablemente la valla estaba para eso.

Para hacerlo simple, si no puedo pasar la valla, no podré llegar a mi destino. Esta vez realmente consideré la posibilidad de regresar, fue una decisión difícil, pero acabé trepando la valla. De alguna manera conseguí llegar al otro lado y me dirigí a mi destino, caminé directo a la Plaza Central.

La oscuridad creció. Podría haber sido porque había más árboles a mí alrededor. Con la luz del sol, los árboles probablemente tendrían un verde más brillante. Ahora las estrellas de la noche eran bloqueadas por las ramas.

Continué a través de la oscuridad y de repente mi campo de visión se abrió considerablemente. Me topé con una pequeña plaza, en el centro había luces al aire libre relativamente brillantes y al lado de aquellas luces vi la fuente. El agua que salpicaba fuera de la fuente, la acompañaba un sonido de goteo.

Ese es el lugar… Tan pronto como me di cuenta de eso, la tensión en el aire parecía aumentar. Con cautela empecé a acercarme a la fuente pero me detuve después de sólo unos pasos.

Vi la silueta de alguien al otro lado de la fuente. Debido a la sombra de los árboles, sólo pude ver la mitad de la figura, pero era obvio para mí que era un cuerpo perteneciente a un hombre.

― “Disculpe…” Traté de llamarlo con una gran voz, pero no hubo respuesta… Tal vez si me acercaba un poco más.

Di un paso dentro del césped. A pesar de mis intentos, la figura no me notó en absoluto. Seguí caminando con dificultad más cerca y grité otra vez.

― “Disculpe… ¿Fue usted el que me llamó aquí?”

Aún no hay respuesta. No hay manera de que no me haya oído esta vez.

Mi cuerpo empezó a sentirse pesado, un gran sentimiento de ansiedad pesaba en mis hombros. Antes de darme cuenta, mis puños estaban cubiertos de sudor. Aún así, mi sentido de la curiosidad sacó lo mejor de mí y me trajo más cerca de la figura. El contorno de la figura gradualmente se hizo más y más claro para mí.

Pude ver… Que llevaba un traje. Su cabello era gris y en su cuello había innumerables profundas arrugas.

Hubo una repentina ráfaga de viento y él se balanceó.

De ida y vuelta.

Hacia adelante y hacia atrás.

Avivado por el viento, el hombre siguió meciéndose irremediablemente. Entonces, de repente sentí escalofríos recorrer mi espalda. Como si una mano fría rozara la parte posterior de mi cuello. Escuché a mi yo interior decirme que me detenga pero antes de darme cuenta mis pies estaban moviéndose por sí mismos. Miré la cara del hombre y me di cuenta de algo.

Sus ojos se encontraron con los míos.

Vi sus amplios ojos inyectados en sangre encontrándose con los míos. Su cara estaba pálida y cubierta de venas en descoloramiento. Era aterrador. Su lengua colgaba desde su boca hasta su cuello como un pepino de mar podrido.

Y, él no estaba de pie.

Estaba colgado de una soga alrededor de su cuello. El viento continuó causando que se balanceara de ida y vuelta, hacia adelante y hacia atrás. Sólo con mirarlo sentí que mi cuerpo se enfriaba. Sé que debería escribir esto en mi cuaderno pero, ¡Al diablo, me voy de aquí! ¡Esto no tiene nada que ver conmigo!

Goteo, goteo.

Escuché un ruido de goteo que provenía de sus pies. Miré hacia abajo. Algo goteaba de las puntas de sus pies en un charco debajo de él. Por alguna razón, en el charco estaba un cuaderno. Tan pronto como lo vi, sentí una corriente recorrer todo el camino a través de mi cuerpo hacia mi cerebro. Habían algunas letras escritas en la cubierta, se mancharon, pero allí,

Escrito en él dice: ‘Diario de los recuerdos de Otonashi Ryouko’.

Licencia

Icono para la licencia Dominio público

Este trabajo (Danganronpa/Zero por Kazutaka Kodaka, Rui Komatsuzaki) no tiene restricciones de copyright conocidas.

Sugerencias/Erratas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *